Periodo contemporáneo

Para el periodo contemporáneo los gastos se presentan ya como Ingresos y Egresos de la ciudad y, lo que antes eran listas de raya ahora son Nóminas, y aunque se dejaron de hacer los arcos triunfales de bienvenida, los números siguen explicando en su fría exactitud los ires y venires de una ciudad que gasta tanto como recibe. En esta subsección están todas las cuentas desde fines del siglo XIX y todo el siglo XX, divididas en cinco series: ingresos y egresos, libros de contabilidad, notarías, nóminas y contratos de arrendamiento.